Seleccionar página

🙋‍♂️Diviértete y Capacítate mejorando tus aprendizajes. Suscríbete a los nuevos post ingresando tu email aquí: 😉👇

El día de hoy vamos a mencionarte los 5 Modelos Pedagógicos más utilizados en la historia del ser humano, comenzamos:

Tener un modelo pedagógico nos permite no solo tener una explicación referida a la educación, sino también elaborar una serie de pautas que nos lleven a educar y potenciar determinados aspectos en función del tipo de modelo elegido, existen muchos modelos pedagógicos, pero los más destacados y con los que estamos más familiarizados, porque lo hemos vivido o escuchado a nuestros parientes mayores hablar de ellos.

 

  • El Modelo Tradicional

El modelo pedagógico tradicional es el más empleado a lo largo de la historia. Propone que el papel de la educación es transmitir un conjunto de conocimientos. En esta relación entre alumno, docente y contenido, el estudiante es únicamente un recipiente pasivo, absorbiendo los contenidos que el educador vierte sobre él.

El rol protagonista recae sobre el docente, quien es el agente activo del proceso de enseñanza/aprendizaje. Este tipo de modelos propone una metodología basada en la retención memorística de la información a partir de la repetición continuada de tareas y sin precisar de un ajuste que permita la otorgación de un sentido al material aprendido.

Así mismo, se evaluará el nivel de logro de los aprendizajes a través de los productos del proceso educativo, calificando al alumno en función de que sea capaz de replicar la información transmitida. Se le da una elevada importancia al concepto de disciplina, siendo el docente también la máxima figura de autoridad.

Finalmente, el conocimiento se transmite sin espíritu crítico y aceptando lo transmitido como verdad absoluta. Se basa en la imitación y el desarrollo ético y moral.

 

  • Modelo Conductista

Este modelo considera que también el papel de la educación es la de transmisión de saberes, viéndola como una manera de generar la acumulación de aprendizajes, se basa en el paradigma conductista en su vertiente operante proponiendo que a todo estímulo le sigue una respuesta. Y la repetición de éstas se ve determinada por las posibles consecuencias de dichas respuestas.

A nivel educativo lo que pretende es el aprendizaje por modelamiento de la conducta, fijando la información a través del refuerzo. El rol del alumno bajo este modelo pedagógico es pasivo, si bien pasa a ser el foco principal de atención, el maestro sigue estando encima de toda la actividad y en un rol totalmente activo en el que él emite las situaciones e informaciones que sirven de estímulos para los estudiantes.

Abunda en este proceso o modelo, el uso de la metodología memorística, imitativo observacional, los procedimientos técnicos y las destrezas suelen ser bien aprendidos bajo este modelo que a un nivel procedimental. Se considera al aprendizaje como cambio de conducta y se trabaja a través de una evaluación sumativa en que se tienen en cuenta los niveles de conducta esperada y el análisis de los productos elaborados a lo largo de la evaluación, por ejemplo: pruebas, exámenes, y todo tipo de registro académico que nos permita tener ponderaciones o calificaciones.

 

  • Modelo Romántico/ Naturalista/ Experiencial

Este modelo pedagógico parte de una ideología humanista que pretende tener en cuenta el educando como parte protagonista y activa del aprendizaje. Centralizando en el mundo interior del estudiante toda la proyección del modelo, es decir, se basa en la premisa de no dirigir y dar máxima autenticidad y libertad, suponiendo la existencia de suficientes capacidades internas por parte del estudiante para hacer funcionar funcional su vida y buscar una metodología de aprendizaje natural y espontánea por parte de cada estudiante.

Bajo este modelo pedagógico se promueve que el desarrollo de los menores debe ser natural, espontáneo y libre. Centrando en el aprendizaje y la experiencia toda la esencia de este modelo pedagógico, siendo únicamente el educador un posible auxilio para un caso de necesidad, lo importante es que el menor desarrolle sus facultades internas de manera flexible. Este modelo es experiencial, esto quiere decir que se aprende haciendo.

En este modelo se propone que el sujeto no debe ser evaluado, no debe ser comparado mucho menos clasificado, señalando la importancia de que se puede aprender libremente sin interferencias. Como muchos, se propone una evaluación cualitativa dejando de lado la cuantificación para observar cómo se ha ido desarrollando el sujeto

 

  • Modelo desarrollista

Este modelo está basado en la concepción piagetiana del desarrollo, se diferencia de los anteriores en que su principal objetivo no es el de cumplir con el currículo, sino contribuir y formar al sujeto de tal manera que adquiera habilidades cognitivas suficientes para ser autónomo, independiente y capaz de aprender por sí mismo.

La educación se vive como un proceso progresivo en este modelo, en el que se van modificando las estructuras cognitivas humanas, modificaciones que pueden alterar la conducta indirectamente, pero no es el propósito.

El papel del docente pasa por evaluar el nivel de desarrollo cognitivo. También el papel del docente es orientar a los alumnos, de cara a adquirir la capacidad de otorgar sentido a lo aprendido, se trata de un facilitador en la estimulación del desarrollo del aprendiz siendo la interacción Maestro – Alumno, la esencia del modelo.

Se trata de generar experiencias y ámbitos donde poder desarrollar y evaluar cualitativamente al estudiante, es decir, que la forma en la que hará las pruebas no son rigurosa ni encuadradas en obtener calificaciones numéricas sino más bien evaluar las cualidades y conceptos que se determinan en lista de cotejo de acuerdo a lo que queremos que el estudiante aprenda bajo los objetivos que se plantean en este modelo

 

  • Modelo educacional constructivista

Siendo uno de los que mayor utilización y aceptación tiene en la actualidad, este modelo centra su atención en el estudiante como el principal protagonista del proceso educativo, siendo un elemento activo imprescindible en el aprendizaje.

En este modelo, la “tríada” profesor, alumno y contenido es vista como un conjunto, es decir, ninguno es más importante que el otro, es un conjunto de elementos que interactúan los uno con los otros. Se busca que el estudiante pueda construir de manera progresiva el conocimiento con significado compartido con su profesor que es un orientador y con el resto de la sociedad basándose en la orientación que el docente les da a todos los contenidos que se le van a presentar.

Es entonces un modelo que trata de optimizar al máximo las posibles capacidades del estudiante de tal manera que se acerque a su máximo nivel potencial y pretendemos como fin último en este modelo que el estudiante se convierta en un investigador educativo, todo aquello que no sabe, lo busca, lo encuentra y lo asimila.

 

Evidentemente los seres humanos avanzamos y evolucionamos.

Deja un comentario por medio de Facebook: