Seleccionar página

🙋‍♂️Diviértete y Capacítate mejorando tus aprendizajes. Suscríbete a los nuevos post ingresando tu email aquí: 😉👇

Un máster y trabajar es algo muy común en la actualidad, es habitual que al terminar un grado superior se encuentre trabajando el estudiante. En los próximos párrafos encontrarás los aspectos a tener en cuenta para realizarlo. También toma en consideración la posibilidad de hacer un máster online. Donde tu organización es lo más importante y otra opción es la de hacerlo presencial si es que no dominas la planificación de alto rendimiento académico.
Muchas veces tu empresa te brinda la posibilidad de hacer un máster o en la mayoría de los casos esta decisión se toma de manera personal.
Si decides realizar ambas actividades hay que tener presente que un máster implica mucha responsabilidad tanto para la empresa como para el máster. También demanda mucha organización perseverar y evitar quedarse en el intento.

La situación actual de estudiar y trabajar

Actualmente estamos atravesando una época perfecta para compaginar trabajo y estudio. De hecho cada vez es más común los estudiantes que se encuentran en esta situación.
Lo que ayuda a que esto sea posible es la tecnología y los avances que están ocurriendo últimamente. Se sabe que la flexibilidad de hacer un máster online es importante. Le otorga protagonismo al estudiante, permitiéndole organizar el tiempo acorde a las horas que dispone para el estudio.
Otras facilidades que se encuentran es que el cursado presencial también puede darse en horarios más accesibles, por ejemplo en horario nocturno o los fines de semana.

Las opciones para hacer posible estudiar un máster y trabajar

El máster te puede abrir nuevas oportunidades o aportar nuevas habilidades a tu empresa.

La combinación de lo presencial con lo online

En esta situación y por la demanda académica del máster es muy difícil dedicarte completamente a hacerlo presencial (Es mejor cuando es de noche o fines de semana)
Para tener más posibilidades de compatibilizarlo con tu trabajo es mejor que a la hora de elegir un máster que combine presencialidad y clases virtuales. Esto te permitirá tener más flexibilidad en tus horarios.

Optimizar la utilización de cada minuto

Puedes tratar de que tu material de estudio esté en formato digital para poder aprovechar cualquier momento y leer o hacer trabajos. En caso de que te desplaces una distancia larga para llegar a tu trabajo puedes crear el hábito de estudiar mientras viajas en algún transporte público. Una opción por la que puedes optar es dejar de ver televisión y navegar por internet por ocio y aprovechar ese tiempo extra para avanzar en materias. Para que esta opción sea viable es importante elegir un máster que te apasiona.

Flexibilizar las horas de trabajo en favor del estudio

Esta es otra posibilidad por la cual puedes optar. Requiere negociar con tu jefe o empleador. Para conseguir cierta flexibilidad en tus horarios y así poder estudiar o asistir a clase. Un aspecto importante es que el lugar de trabajo esté cerca de casa o cerca de la universidad.

Vida sana y no vida sacrificada

Es importante cuidar la salud, hacer ejercicio en minutos de descanso, respetar las horas necesarias de descanso. Son algunos de los hábitos para llevar una vida sana relacionada con este estudio. Brindarme esta oportunidad te permitirá tener un rendimiento óptimo durante la duración del máster. Llevar un máster y trabajar implica energía y vitalidad.

La optimización del tiempo para estudiar un máster y trabajar

El buen uso del tiempo solo puede darse si estás capacitado para asumir la responsabilidad que demanda estudiar un máster y cumplir con la jornada de trabajo.

Crea una agenda de prioridades

Establecer cuáles serán tus prioridades implica que tu tiempo personal se reducirá por lo tanto tendrás que dejar de lado ciertas actividades y ocios.
Siempre anota tus prioridades para que cuando el tiempo empiece a escasear puedes enfocarte solo en las tareas esenciales para cumplir tu objetivo.
Esto puede ser duro, aun así el beneficio de atravesarlo y lograrlo es transformador y muy beneficioso.

El estrés y las emociones

Cuando se tiene que realizar más de una actividad la sensación de no poder o sentirse sobrepasado se presenta. Esto puede ocurrir en cualquier día mientras trabajas y cursar el máster y puede traducirse en una tensión que te haga perder tiempo o te paralice. Así que es fundamental ser consciente de ello y evitar que se eleve el estrés a tal punto de producirse bloqueos o alejarte de la realización de las tareas de máxima prioridad. También es importante controlar el estrés porque puede acarrear problemas de salud.

Método de estudio eficaz

No puedes estudiar un máster y trabajar si no cuentas con técnicas de estudio que te permitan desarrollar la concentración y el control sobre las distracciones, por ejemplo hacer un buen uso del móvil, utilizar aplicaciones de gestión de tiempo y tareas, técnicas de memorización. Todo lo que te acerque al mejor aprovechamiento del tiempo en relación con las tareas académicas. También puedes utilizar métodos eficaces para los resúmenes. Mapas mentales. Métodos que ayudan a transformar pocos minutos en los más productivos.

La selección del máster adecuado

Escoger un máster con una modalidad en cuanto a los horarios que sea compatible con tu trabajo es un punto básico para iniciar. Como mencioné párrafos anteriores, si es semi presencial u online es mucho mejor. También puedes optar por un máster nocturno, donde las horas no afecten las de tu descanso obligatorio.

Da a conocer a los demás sobre el desafío que estás realizando

Cuando cuentas acerca de tu reto a tus amistades y tu jefe sobre el reto en el que te embarcaste seguramente recibas ayuda o entendimiento sobre tus obligaciones y de esta manera te darán más espacio. También estarán más dispuestos a ofrecerte una ayuda cuando la necesites.

Cuéntalo a tu jefe

Si no lo hiciste aún, es mejor que lo hagas. Puedes averiguar las posibilidades que te pueden ofrecer para otorgar un tiempo de trabajo flexible. Una de las posibilidades podría ser acumular las horas laborales en cuatro días y tener unos días libres extra sumados al fin de semana. También puede ocurrir que te asigne un puesto que te permita cumplir hora a distancia (desde tu casa). El apoyo de tu superior será uno de los mejores aliados al momento de compatibilizar estudio y trabajo.

 

 

 

Deja un comentario por medio de Facebook: